viernes, 31 de julio de 2015

Podemos se desploma en Euskadi

El PNV volvería a ganar las elecciones autonómicas vascas al lograr 25 ó 26 escaños en el Parlamento, frente a los 27 que tiene en la actualidad, mientras que EH Bildu se mantendría como la segunda fuerza parlamentaria con 18 y 19, de forma que perdería dos o tres representantes. Además, Podemos irrumpiría en la Cámara vasca con 11 ó 12 escaños y se situaría como tercera fuerza.
El partido de Pablo Iglesias, aunque retrocede «significativamente» en sus expectativas electorales, obtendría un 15,1% de los votos válidos y entre 11 ó 12 escaños, con lo que se situaría en tercera posición, disputándole la segunda a EH Bildu en Vizcaya, y al PSE-EE y al PP la tercera en Guipúzcoa y Álava, respectivamente.

Según las estimaciones electorales del Euskobarómetro del mes de mayo, hecho público este jueves, si se celebraran en estos momentos los comicios vascos, el PSE-EE obtendría unos 10 ó 11 escaños, cuando en la actual legislatura tiene 16, y el PP conseguiría 8 parlamentarios, dos menos que los logrados en las anteriores elecciones. Por su parte, UPyD perdería su único parlamentario, mientras que ni Ezker Anitza-IU ni Ciudadanos tendrían posibilidades de entrar en la Cámara vasca.
El estudio se ha realizado en función de los resultados de 600 entrevistas realizadas entre los días 29 de mayo y 15 de junio por el equipo del Euskobarometro del Departamento de Ciencia Política de la Universidad del País Vasco (UPV/EHU), dirigido por el profesor Francisco Llera.
Las conclusiones del Euskobarometro reflejan que el PNV volvería a ser el ganador en unas hipotéticos elecciones al Parlamento vasco si se celebraran en este momento. Con un 33,5% de los votos válidos y un ligero retroceso, podría obtener entre 25 ó 26 escaños, obteniendo la primera posición en los tres territorios históricos. Por su parte, la coalición EH Bildu conservaría la segunda posición, y, con un 23,1% de los votos válidos, podría obtener entre 18 y 19 escaños. El segundo puesto lo mantiene, según el sondeo, en todos los territorios.
Por su parte, el PSE-EE retrocedería a la cuarta posición y, con un 14,5% de los votos válidos, lograría unos 10 ó 11 escaños. Los socialistas mantendrían la tercera posición en Guipúzcoa, pero caerían a la cuarta en Vizcaya y, sobre todo, a la quinta en Álava.
Por su parte, el PP seguiría acusando su «desgaste gubernamental», retrocediendo en todos los territorios. Los populares caerían hasta la quinta posición, con unos 8 escaños y alrededor de un 8,1% de los votos válidos. En Álava, el PP podría disputarle la segunda posición a EH Bildu, pero en el resto de territorios se quedaría en último lugar.
Como no cambie de discurso el líder de Podemos, no se van a comer un rosco, lleva aburriendo y viviendo de los errores de los demás, desde que apareció en escena, Podemos no aporta absolutamente nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario