domingo, 14 de abril de 2013

la infancia de Norman Bates

                                                   parte 2








 capitulo 1:


                    El parricidio dicen que es el crimen más atroz, que un ser humano puede perpetrar coincido plenamente.
El acto y la culpa, el acto fué atroz en sí, pero mi mente trabajó rapidamente para borrar esas imágenes ,  el sentido de culpabilidad fué el que  me arrastró a la locura. Para luchar contra ese sentimiento en mi débil mente me imagine que Madre aún seguía viva, la realidad murió y vivo de esta fantasía   para no suicidarme.
No sólo disequé su cadaver, sino que la peinaba le cambiaba de vestidos diariamente y la ponía al lado de la ventana, para que me vigilará mientras yo estaba en el motel, como a ella le gustaba hacer.
Fuí mucho más allá, le empecé a hablar pero su silencio me atormentaba así que empecé a imitar su voz y mantener conversaciones. Ahora soy consciente de todo aquello, gracias a las arduas sesiones de terapia con el doctor blowstone pero imaginaos el choque que produjó en mí, enfrentarme a la realidad. Cuando me detuvieron por el asunto de Mary crane, tenía 25 años, llevó 18 años encerrado, tengo 42 y me dá la impresión que tras liberarme de este horrible peso, en mi cuerpo viejo y rechoncho dentro hay un niño asustadizo de 13 años que se negó a crecer, estoy ffatigado y me siento muy sólo.
Pero debo seguir haciendo cronología de mis crímenes. Sabía que tarde o temprano mi tía, se presentaría en casa. Decía no tener miedo  a Madre, pero la realidad es que hasta que pasó un mes de la muerte de Madre, no vino a hacerme una visita.
 Estaba radiante de felicidad, sentada en mi cocina tomándose un café, haciendo planes futuros para el Motel y nuestra futura vida en común: " remolederamos el motel", " dejaremos esta casa y nos iremos a vivir a fairvale" .... sus frases de entusiasmo se esfumaban en el hueco oscuro de mi memoria.
Fué solo un instante, cuando empecé a sufrir alucinaciones, escuchaba nitidamente la voz de Madre " que hace esa arpía en mi casa", " mátala Norman"; se me nublaba la vista, me temblaba el pulso, luchaba con mis escasas fuerzas para escapar de su influencia pero era inutil, su voz se imponía: " no vales para nada chico, si tu no lo haces, tendré que hacerlo yo".
- ¿ te pasa algo Norman?
- estoy algo acalorado, me voy a refrescar, por favor no te molestes, sigue tomando tu café, vuelvo en seguida.
Subí los escalones y me dirigí a la habitación de Madre, me puse uno de sus vestidos y me coloqué una peluca, baje sigilosamente, tía clara seguia de espaldas soplando su humeante taza de café, ajena a la que se le venía encima.
 cojí el cuchillo, apretandolo hasta ponerseme los dedos rojos.... la maté por la espalda. Me quité la peluca  y grité: " ¿ porque lo has echo Madre? "...... era mi verdadera madre, tan solo quería ayudarme..... pero Madre no se atiende a razones.
Enseguida dejé de llorar, ese breve estado de lucidez, ese rasgo de humanidad, enseguida se vió salpicado por los temblores, la nausea que precede a escuchar la cavernosa voz de Madre: " deshazte de ese cuerpo inutil".  La tiré a la cienaga  donde duermen el sueño eterno de los injustos.
to be continued


No hay comentarios:

Publicar un comentario