martes, 27 de noviembre de 2012

perros callejeros

1977. 103 minutos. españa. director: jose antonio de la loma. cine quinqui español. reparto: ángel fernández franco ( torete), frank braña, xabier elorriaga, miguel hugal, lyn may.
sinopsis: Una pandilla de quinceañeros que viven en los suburbios de Barcelona se han especializado en el robo de coches. Con ellos se dedican a dar el "tirón", a asaltar tiendas para malvender las mercancías y a atacar a parejas en lugares apartados con el fin de desvalijarlas y abusar de las mujeres. Sorprendidos a veces en flagrante delito, son perseguidos por la policía; para zafarse invaden la calzada, circulan en dirección contraria y se saltan controles, resultando a veces malheridos.
 Mítico título del cine español de los años de la transición. Con ella nace todo un género de gran éxito posteriormente en los 80, el llamado " cine kinki " , sobre la delincuencia juvenil y otros muchos problemas de transfondo. Es una película muy divertida realmente, lo que contribuye sin duda la jerga linguística en la que hablan los chicos protagonistas, es directa, sin tapujos, sin censuras, mostrando los acontecimientos tal y como son, como se roba un coche, como se pega un palo, como se roban bolsos.... la vida de la calle en el conocido " barrio de la mina " de Barcelona, un ambiente en que las poblaciones gitanas y payas se entremezclan. Para la época de su rodaje y el corto presupuesto del cine español en medio de la crisis que habia en España a finales de los años 70, tiene unas escenas de acción realmente muy logradas, persecuciones espectaculares en los coches , que además hicieron las delicias de muchos aficcionados a los automóbiles ( en ella salen muchas de las máquinas fabricadas en España en la época: Los famosos Seat 124 , 1430, 124 sport...). Después de su estreno, y de su éxito rotundo, se produjo una explosión por continuar el género, que continuó con la segunda parte en 1979 y la tercera en 1980, y otros títulos rodados por Eloy de la Iglesia como " Navajeros " (1980) y " El Pico " (1983), que son de culto. Los padres del cine quinqui se considera que son José Antonio de la Loma ( relevado después por su hijo José Antonio de la Loma Junior) y Eloy de la Iglesia. Lanzó a la fama a Angel Fernandez Franco, conocido como " el Torete " en la película, el cual imitaba la vida real de " el Vaquilla ", conocido delincuente real en España por aquellos años. Pero a la vista está que los delincuentes reales son ellos, los protagonistas, sacados de un barrio del extrarradio de la Barcelona de la Transición post franquista, como en el mismo comienzo del film avisa, " era el unico modo de hacer esta película ", y aprovechan para enseñarnos toda las miserias y desigualdades de la sociedad del momento, un transfondo dramático y crítico, en una momento histórico en que la transicíon, la crisis económica, la oleada terrorista brutal del post franquismo, las desigualdades tremendas de clases, la tremenda inmigración del rural a las grandes urbes ( Madrid-Barcelona-Bilbao-Sevilla ..) dejaban su huella. 35 años después de sus estreno es un auténtico clasico de culto para los pequeños sectores que la veneran y también como documento histórico de aquella España.
de la loma y eloy de la iglesia, fueron los que aportaron las consideradas joyas del cine quinqui español: perros callejeros, colegas, el pico, navajeros.... son los títulos más famosos. Detrás de este tipo de cine se esconde una historia. tanto los directores de la loma como eloy de la iglesia, querían tratar el tema de la delincuencia juvenil, inspirados en 2 figuras de aquellos setenta franquistas, el lute y el vaquilla que estaban día y noche en la prensa nacional.
Para tratar este tema de la delicuencia juvenil, se dieron cuenta de que para darle más realimos no deberían contar con actores, sino buscar a chicos en la calle, con historial delectivo. cada director encontró a su mirlo blanco: el torete por parte de la loma, y manzano por parte de eloy de la iglesia. A estos se les unieron otros chavales tambíen de la calle, como el pirri. Estos chicos se vieron desbordados por la fama y el dinero, y acabaron o contrayendo el sida, o enganchados a la heroína, torete murió de sida, y manzano y el pirri de sobredosis.
la peli está vagamente inspirada en la figura del vaquilla, al que torete da vida. la clave del éxito de esta película, es que torete no tiene que interpretar ningún papel, simplemente tiene que ser el mismo y hacer lo que hace en el día a día, de ahí que la película cobre realismo. La acción narra las actividades delectivas del torete, tiene 15 años y empieza robando coches, tirando bolsos, pero ira a más y se aliará con el fitipaldi para empezar a robar en bancos, y tiendas. Torete sale y entra de reformatorios, y se meterá en un lío cuando en una persecución matan a un policia.
hay una historia paralela, que es la de que torete se enamora de una gitana que ya está comprometida para el matrimonio. torete la desvirga, y se gana las iras del jefe del clan, que se las hará pasar canutas. el jefe de los gitanos está interpretado por frank braña, habitual de los spaguetti western, que hace una interpretación muy buena, demostrando que es un gran actor.
este es el torete de mayor, el éxito se lo consumió y murió de sida. Tuvo pocas oportunidades como actor, rodó cuatro películas con de la loma, y en los noventa probó suerte en 1 película y una serie de bajo presupuesto mexicana, dónde tenía pocas frases. Quizás Manzano de todo el cine quinqui sea de lejos el mejor actor. pero sin duda la mejor película es perros callejeros. Tiene ritmo, acción, profundidad de los personajes, y un mensaje claro a la sociedad. Es uno de los títulos, para mí, más interesantes sobre la delincuencia juvenil, dentro de su género, el que inventaron de la loma, y eloy de la iglesia, al que después se reunirian otros directores como gil carretero, perros callejeros es el sumum de este cine, su obra maestra.





2 comentarios:

  1. bieeeeeeeeeeeeeen, justica justicia justicia siiii

    ResponderEliminar
  2. Ayer, en Paramount pusieron Perros Callejeros.....

    ResponderEliminar