lunes, 10 de febrero de 2020

La Bulgaria de Stoichckov


El Mundial siempre deja alguna que otra sorpresa en casi todas sus ediciones y una de las más sorprendentes fue la de aquella Bulgaria comandada por Hristo Stoichkov. Situémonos, Mundial de Usa del 94, la selección búlgara encuadrada con Argentina, Nigeria y Grecia.... en teoría deberían luchar por la tercera plaza con los griegos, no salían en ninguna quiniela.
Aunque en la fase de clasificación ya demostraron que venían a por todas, se clasificaron ganándole a Francia 1- 2 en París. Dimitar Penev era su entrenador y en el parque de los príncipes a la Francia de Dexsailly, Papin, Ginola y Deschamps... casi nada. Fue Emil Kostadinov con un gol en el minuto 95 el que sello el pase de Bulgaria al Mundial.

Balakov era el " Guardiola" de esta selección, el cerebro que repartía juego. Lechkov era un fontanero auténtico, repartía leña cuando hacía falta, barría y defendía y también atacaba y arriba la pólvora de Kostadinov y la magia de Stoichkov que puede que en ese momento fuera el mejor jugador del mundo, de echo ese año ganó el balón de oro.
Con Nigeria cayeron, no era ningún caramelito el cuadro nigeriano pero ante los griegos los búlgaros tiraron de verticalidad y abrieron el campo ante un equipo que se defendía con todo y ganaron. La primera sorpresa vino al ganar a Argentina y clasificarse a la siguiente fase.
Llega la hora de la verdad en los cruces y les toca México, tuvieron que ir a la tanda de penaltis donde Bulgaria se clasificó. Llegan a cuartos contra Alemania, nadie daba un duro por los búlgaros pero remontaron el partido con dos tantos en tres minutos y se plantan en semifinales contra Italia. Contra la Italia de Roberto Baggio en semifinales no pudieron hacer nada y en el partido por el tercer y cuarto puesto también perdieron ante la otra revelación la Suecia de Brolin.
Mijailov, Trifon Ivanov, Petar Houbchev, Kiriakov, Iliev, Kostadinov, Stoichkov, Balakov, Tsevetanov, Iotov.... era como reeditar aquellas finales de los ochenta donde el Estrella Roja y el Steaua de Bucarest ganaron contra pronóstico la Copa de Europa.
De Bulgaria salió algún que otro futbolista interesante de forma aislada como Lubo Penev, Berbatov, Mladenov, Petrov... pero jamás han montado un buen bloque y no hay ninguna estrella en el horizonte que llegue .... ya no al nivel de Stoichkov sino al nivel de Lechkov y Balakov, porque estos dos futbolistas fueron la clave del éxito de su selección, todo el fútbol salía de sus botas.








No hay comentarios:

Publicar un comentario