miércoles, 25 de diciembre de 2019

Tintín y el Arte Alfa


Los Pícaros me dejaron un sabor agridulce, por una parte la historia está bien pero por otra los personajes estaban envejecidos y sin ganas de aventura. Hay que tener en cuenta que Hergé se hace mayor y pasaron ocho años entre vuelo 714 para Sidney y los Pícaros, pero al poco tiempo de escribir su última obra le pica la curiosidad y tiene una idea o mejor dicho un escenario para desarrollar una nueva aventura.
El Arte- Alfa habría sido el vigésimo cuarto y último álbum de la serie, Hergé tenía claro que iba a ser el último. Trabajó en él hasta su fallecimiento y el álbum fue editado en forma póstuma a pesar de no ser completado.

Es un poco como Stock de Coque en el sentido de que vuelven a aparecer muchos personajes de otros álbumes como Mohammed Ben Kalish Ezab y su hijo Abdallah, Serafín Latón, Ivan Ivanovitch Sakharine, El Fakir Ragdalam, W.R Gibbons, Sr Chicklet.
Hay dos artistas que se atrevieron a seguir la historia, uno que firma como Ramo Nash y lo hace en blanco y negro que propone un final muy similar al del lago de los tiburones, algo chapucero aunque siguiendo el estilo de Hergé y otro de Yves Rodier a color que propone un final bastante acertado en el cual era una opción de  Hergé de finalizar la aventura, bastante lógica. En el de Yves Rodier además aparecen Allan Thompson, Rastapopoulos, Mik Ezdanitoff y se menciona a Laszlo Carreidas aunque no aparece.

Hergé fallece el 3 de marzo de 1983 y el arte alfa era un esbozo de tres planchas dibujadas a lápiz y cuarenta y dos en estado de bocetos. En un primer momento se barajó que sus colaboradores finalizarán la obra, pero finalmente no quisieron hacerlo.
La viuda del autor, Fanny Remi decidió que se publicará inacabado tal como lo había dejado Hergé, la edición se divide en dos bloques en uno con el recorte gráfico tal como lo dejó Hergé y el otro con una transcripción de los diálogos similar a la de  los textos teatrales, la primera edición fue de 1986 y la edición del 2004 se mezclan las planchas del autor con transcripciones del diálogo y se resaltan de forma gráfica algunos detalles de interés y se añaden más bocetos e ideas sueltas.

La historia prometía mucho la verdad. La aventura empieza con el capitán Haddock despertándose en el castillo de Moulinsart tras una pesadilla en la que Castafiore vuelve a su domicilio. Minutos después descubre que es un sueño premonitorio y al poco tiempo llama la Castafiore anunciando su llegada a Moulinsart. El capitán Haddock se vista a toda prisa y se va de paseo, en la calle ve a la diva y se mete rapidamente en una tienda al azar, resulta ser una tienda de arte, de arte alfa más concretamente ( arte abstracta y moderna, una de las pasiones de Hergé) Allí está exponiendo su obra un artista llamado Ramo Nash y al director de la galería el señor Foucart, que le dice al capitán que quiere hablar con Tintín. Aquí tenemos la primera curiosidad al capitán haciendo el papel de Tintín, metiéndose sin querer de lleno en una nueva aventura.

Total, que al final al capitán le cuelan el arte alfa y compra una escultura enorme con la H de Haddock y allí mismo se encuentra con la Castafiore que conoce a Ramo Nash y viene a visitarle, con el duelo cómico habitual entre Castafiore- Haddock soltándose puyas.
Al llegar al castillo sigue la comedia. Haddock regresa malhumorado con su H de plexiglas enorme y uno a uno se la va presentando, Néstor, Tornasol, Tíntín y los Hernández y Fernández que pasan por allí, todos le hacen la misma pregunta ¿ Para que sirve? con el consecuente cabreo del capitán.

Mientras tanto en la televisión se retransmite una entrevista con el emir Mohammed Ben Kalish Ezab y Abdallah que hace estallar un petardo en medio de la retransmisión, el Emir quiere comprar obras de arte alfa. Tras el programa el señor Foucart llama por teléfono a Tintin para quedar con el a las seis y media del día siguiente, Tintín acude a la cita pero Foucart nunca llegará a su cita. La televisión anuncia la muerte de Foucart en accidente de tráfico  y al día anterior también había fallecido un artista relacionado con el arte alfa, desaparecido en alta mar y su velero a la deriva,  del que Foucart era director en una galería de arte y promocionaba este tipo de arte, todo esto le parece muy sospechoso a Tintín y decide investigar por su cuenta.
Al día siguiente habla con la secretaria de Foucart ( introduce Hergé un personaje femenino) pero la secretaría ni siquiera sabía que Tintín estaba citado con Foucart. Por cierto, hay dos secretarias, una joven ( que va a tener más protagonismo) y otra más mayor que es un personaje que salía en el asunto tornasol y en tintin en el tíbet como figurante.

Tintin consulta con su mecánico, este le comunica que su coche acababa de pasar la revisión y que estaba en perfectas condiciones y que Foucart conocía la carretera donde murió al dedillo, la hipótesis de Tintin es que sufrió  un desmayo mientras conducía
Tintín coge su moto y va a esta el lugar del siniestro ( la misma moto que sale en la primera viñeta de los Pícaros) es seguido por un Mercedes Benz de color negro que trata de atropellarle sin éxito, una persecución entre moto y coche que ya había tenido lugar en el cetro de Ottokar pero con camiones de por medio y otros coches y que me recordó mucho a la última película de Hitchcock, La Trama.
Tintín vuelve al día siguiente a ver a la secretaria y la presiona para saber si le comunicó a alguién que iba a ver al mecánico y al lugar donde ocurrió el siniestro pues lo intentaron asesinar pero ella se echa a llorar, no sabía nada y es inocente.

Al volver a Moulinsart ve en la televisión un espectáculo del ilusionista Endaddine Akass ( que en realidad es el fakir Ragdalam... esta en una primera idea de Hergé pero después maneja la posibilidad de que bajo esa identidad se oculte Rastapopoulos y seguramente se hubiera quedado con lo segundo) y el ilusionista tiene una especie de fetiche colgado al cuello que también tenía la secretaria y decide acudir a una velada que organiza el mago cerca de Moulinsart. Entre el público están los Hernández y Fernández y también el señor Shakarine. Tiene lugar un número cómico del capitán que con sus continuos estornudos y perdiendo una vez más la pita, sonroja a Tintín y estorba la reunión.
Tintín descubre al investigar las inmediaciones de la galería de arte como se enteraron de que iba a visitar al mecánico de Foucart. Resulta que a la secretaria le han colado un micrófono y que cerca de la galería hay un piso donde se esconden los que intentaron atropellarle y tienen una radio de frecuencia que captaba todas las conversaciones, así mataron a Foucart.

Así que Tintín acude de nuevo ante la secretaria y le comunica sus planes, le dice que va a acudir a un viejo local abandonado a la noche y que allí se va a desenmascarar todo el asunto y lo dice porque sabe que en la galería hay micrófonos para que así acudan los bandidos y desenmascararlos, pero no lo consigue y Tintín es herido y está en el hospital ( como en la isla negra) y al igual que en esa aventura pasa del reposo y sigue la acción.
Tintin está en casa sin saber por donde tirar hasta que recibe una llamada de la Castafiore. Que deja su ciudad porque se va a Napoles, está invitada en una isla napolitana por el mago Endadine Akass y también estará Ramo Nash. Tintín sabe que este misterio tiene algo que ver con el arte alfa y el personaje del mago le hace sospechar y va con Haddock a la isla napolitana.
Ya en el hotel reciben un mensaje para que hagan las maletas y se vayan si no quieren morir. Pero aún así deciden meterse en la boca del lobo y acudir a la fiesta. Donde está Bianca Castafiore, un actor italiano, el señor R. W Gibbons y el señor Chicklet. Tintín duerme en la mansión de Akass y decide de noche dar una vuelta a ver si descubre algo. Allí descubre unos cuadros en un sótano, se enciende la luz y le están apuntando con una pistola.

Es el mago y sus secuaces que le apuntan con el arma, los mismos hombres que mataron a Foucart y que intentaron atropellar a Tintín y luego le dispararon en la fábrica abandonada. Los cuadros que Tintin encuentra en el sótano son imitaciones perfectas de Gaugin, Monet, Picasso y Modighliani, todos falsos. Es Endanide Akass quién le apunta con una pistola. Le dice que esas falsificaciones fueron pintadas por Ramo Nash. Después le explica que los cuadros eran autentifcados por un experto, el señor Foucart no quiso aceptarlo y lo mataron. El señor Foucart quería dar a conocer el tráfico de obras de arte falsas y que el pintor era Ramo Nash y que estaba coaccionado por Endadine Akass, por eso lo mataron. Endadine le pregunta a Tintín si conoce al escultor Julio César. Se dedica a hacer esculturas al natural de seres humanos y y pretende asesinar a Tintín convirtiéndolo en una escultura , le apunta con una pistola y lo lleva a un sótano. Allí le entrega a Milú un mensaje para que se lo entregue a Haddock, Milú se escapa por una rendija y sale corriendo para llevárselo, ahí finaliza la aventura, en la página 42.
Después se encontraron opáginas adicionales. Hay una plancha donde hay una exposición de arte con personajes pintorescos. También estudio la posibilidad de mezclar el tráfico de obras de arte falsificadas con el tráfico de drogas e introducir en la historia al Doctor Krollspell convertido en un director de un laboratorio de heroína. También quería introducir un lío para producir un equívoco sobre Tintin y Haddock y que fueran acusados de tráfico de drogas e introducir unas viñetas de unos embajadores de Sondonesia, San Theodoros y Borduria. Quizás la página de más valor sea la de Haddock sin barba y completamente calvo. Haddock deja el whisky y se obsesiona con el arte alfa y empieza a vestir como si fuera un artista, quiere aprender a tocar la guitarra y se compra pinceles y empieza a pintar obras de arte modernas.
En otra plancha habla sobre el mago Edaddine Akkass que viaja en Rolls Royce y está en contacto con el emir Ben Kalish Ezab a quién vende cuadros falsos. Hergé se plantea quién salvará a Tintín de la muerte y escribe las posibilidades: Tornasol, Haddock, Milú u otro. También subraya en rojo el nombre real de Endadine Akass que es Rastapopulos. Recordar que empieza la historia como si fuera el fáquir de las siete bolas de cristal pero estaba claro que se decidiría por Rastapopoulos.
En un primer momento Hergé había pensado que toda la historia transcurriera en un aeropuerto, pero lo abandonó pronto. El 4 de agosto de 1978 Hergé tiene una idea más definida, decide que la obra gire entorno al arte moderno, su gran pasión desde 1960.
Sin embargo en los meses siguientes no tiene tiempo. En 1979 se celebra el cincuentenario de Tintín y estuvo todo el año acudiendo a actos diversos y en uno de sus períodos de vacaciones se descubre que padece anemía.
Trabaja poco a poco en la historia y la va enriqueciendo con recortes con tres bocetos acabados. A un amigo le confesó que estaba pensando en matar a Tintín que este se cayera por una ventana y así finalizar la serie porque el sabía que su final se acercaba, pero sus bocetos le delatan, al final tira por la línea más clásica que es la eterna lucha entre Rastapopoulos y Tintín en su capítulo final y que Tintín iba a ser salvado por alguién.
El primer pastiche de Tintín realizado por Rodier consistió en completar el último álbum de la serie, Tintín y el Arte-Alfa, que había quedado inconcluso a la muerte de Hergé. En 1986 Rodier dibujó la historieta en blanco y negro, y la presentó a la editorial Moulinsart, que posee los derechos sobre la serie de Tintín, con la intención de que le permitieran publicarla como álbum oficial del personaje. Moulinsart rehusó. En 1991, Rodier conoció a Bob de Moor, quien le apoyó en su intento de dar forma definitiva al álbum. No obstante, su petición fue de nuevo rehusada, y Bob de Moor falleció en 1992. Más adelante, Rodier volvió a dibujar ciertas partes de la historia para acercarla más al estilo de Hergé, el Arte- Alfa de Yves Rodier se merece todos mis respetos y de Hergé si lo hubiera leído.
Hergé muere el 3 de marzo de 1983, a los 75 años, en la Clínica Universitaria Saint Luc, debido a complicaciones de la anemia que sufría desde hacía varios años, complicándose tras haber contraído el VIH en una de sus transfusiones sanguíneas de rutina, dejando inacabada la vigesimocuarta aventura de Tintín, Tintín y el Arte-Alfa. Por su expreso deseo de no dejar a Tintín en manos de otro artista, fue publicada a título póstumo como un conjunto de bocetos y notas en 1986. En 1987, Fanny cierra los estudios Hergé, sustituyéndolos por la Fundación Hergé. En 1988, la revista Tintín deja de publicarse.
Una versión animada de Hergé hace varios cameos en la serie de TV Las aventuras de Tintín, producida por Ellipse-Nelvana. Hergé nos dejó húerfanos de aventuras. Pero el Arte Alfa tenía toda la pinta de convertirse en un clásico. De nuevo Tintín volvía a investigar de nuevo Haddock volvía a ser curioso y meterse en todos los charcos y de nuevo Tornasol volvía a inventar, los personajes volvían a tener su esencia y la aventura prometía mucho.





No hay comentarios:

Publicar un comentario