miércoles, 9 de enero de 2019

La vida iba en serio de Jorge Javier Vázquez


Sinopsis: Ese muchacho que llega a Madrid en 1995 arrastrando su maleta, con un contrato para trabajar en una revista del corazón y mil silencios en el recuerdo, poco imagina que pronto será uno de los rostros televisivos más reconocidos de nuestro país. Ese joven que dejaatrás su barrio, su familia y una vida cargada de deseos, miedos y preguntas sin respuesta, no sabe todavía lo poco que tardará en conseguir aquello que anhela: la libertad para ser él mismo, vivir abiertamente su sexualidad, destacar en su profesión y conocer a amigos ante los que abrirse sin reparos ni vergüenza. Ésta es una novela de reconciliación y de recuerdo. Aunque, sobre todo, es la historia divertida, agridulce y evocadora de un protagonista al que todos creemos conocer, pero con una vida interior lúcida e intensa a la que muy pocos han accedido en realidad.

Opinión Personal: Es una novela que ya tienes una idea preconcebida de lo que te vas a encontrar antes de leerla, porque su escritor es muy famoso. Se asocia su imagen como uno de los presentadores top de la telebasura aunque el dice que hace arte abstracto, si odias este tipo de televisión a la primera de cambio ya vas a estar buscando los tres pies al gato, es decir, vas a acudir a su lectura desganado y buscando la mas mínima ocasión para abandonar su lectura. En cambio si te gustan los programas que presenta, vas a ir en busca de ese contenido y no te vas a encontrar nada de eso. Esta expectativa previa genera que haya sido un éxito de ventas pero fuera prejuicios y juzguemos su obra.
Jorge Javier Vázquez cuenta su vida, desde su infancia pasando por su adolescencia y su viaje a Madrid para trabajar en la Pronto e ir ascendiendo poco a poco. Es un relato íntimo de el, como vivió su homosexualidad y sobre todo como lo vivió su familia y la sociedad de aquel momento ocupan el eje central de esta narración. La timidez enfermiza de Jorge su miedo a que sus padres lo descubrieran y sobre todo como se fustiga a si mismo. Estudio en el Opus y se preguntó mil veces que le sucedía y soñaba con que le gustara una chica para dejar de torturarse pero no le iban y no se puede luchar contra la naturaleza. Esta parte ocupa el eje central del relato pero no me parece lo mejor.
Lo mas destacado es que es una narración contada en primera persona por Jorge Javier Vázquez y que además cuenta con otros narradores, su madre y su padre y esto está muy logrado y es un buen golpe de efecto que sirve para enriquecer la trama.
Lo que mas sustancia tiene de esta novela es la ternura y la candidez, a mi es lo que me despertó en todo momento. Antes decía que la homosexualidad del autor era el eje central de la trama pero para mí sin lugar a dudas el verdadero protagonista de esta novela es su padre y la relación que mantenían hijo y padre.
Una relación en la que los que somos mayores de treinta años seguro que nos vemos reflejados y eso es lo mas destacable de esta novela afable. Su padre y el no se entienden en ningún momento. Su padre se desloma a trabajar y el lo considera un amargado. Su padre no colmó sus expectativas con sus dos hijas y se la juega con su hijo pequeño Jorge, lo considera su última esperanza, quiere que sea alguién en la vida, pero Jorge no quiere ser lo que su padre diga.
Lo lleva a los toros y Jorge lo odia, lo lleva con sus amigos a la fábrica y Jorge no mira los posters de tías en pelotas. Le vigila para que haga los déberes y Jorge le acaba por tener miedo e incluso lo llega a odiar en algún momento de su vida. Pero a medida que van sucediéndose los años lo va entendiendo y va comprendiendo que se parece a sus padres, cosa que nos sucede a todos cuando maduramos, pasamos de escapar de ellos a añorar su recuerdo.
Jorge se da cuenta del enorme sacrificio que hizo su padre para que estudiase y tuviera la mejor de las suertes. Jorge se da cuenta de que su padre no es homófobo y que en realidad siempre tuvo miedo de que lo marginaran. Jorge se da cuenta de que su padre siempre estuvo orgulloso y enamorado de su mujer, la Mari a la que Jorge idolatra y ensalza ( quizás en demasía en la novela, pero todos los hijos idolatran a sus madres) Hay un fragmento precioso en el cuál el padre de Jorge enferma y su hijo pasa los fines de semana con el abrazado viendo la tela y su padre le dice " da gusto estar enfermo".
Su relación con su padre es el elemento estrella de esta novela en un plano secundario situaría el ensalzamiento de la figura materna en cambio sus hermanos no tienen ningún peso específico en la novela ni tampoco tiene un gran valor la amistad pese a que se suceden diferentes amigos y parejas que le aportan la estabilidad emocional. En cuanto al ambiente laboral, nos cuenta que siempre lo tuvo claro y su ascenso en la profesión la cuenta con total naturalidad pero no es el eje central de la novela.
Me parece afable, cándida por momentos y en el buen sentido de la palabra y emotiva. Ahora bien, esta bastante bien pero desaprovecha muchas oportunidades de ser todavía mas profunda. Jorge Javier Vázquez es un presentador de la televisión que en sus programas o en entrevistas siempre tira de fina ironía y de humor inteligente, tiene pronto y tiene creatividad y una mente despierta otra cosa es que no te guste lo que hace en la tele pero eso es otra historia, todo ese humor ácido e inteligente y toda esa ironía que me esperaba encontrar a mansalva en la novela no aparece en ningún momento.
Desaprovecha para mi gusto los escenarios. Tenía una oportunidad de oro para hablarnos de la Badalona de los ochenta.... es cierto que habla y define bien como era un barrio del extrarradio en los ochenta y habla por encima de lo que es ser charnego en Cataluña ( pues sus padres eran de origen murciano según creo recordar en la novela o al menos uno de ellos) Esto lo narra por encima pero no le extrae todo el jugo. Me gusta que no dramatice las situaciones ni las fuerce, cuenta lo que vivió y como lo vivió sin más y ese es el punto fuerte de la novela pero desaprovecha los escenarios como por ejemplo el gran escenario que le ofrecía la Barcelona olímpica, como desaprovecha la movida Madrileña o el ambiente por los " madriles".
Escribió una segunda novela que también es autobiográfica que aún no pude leer y esta representando una obra de teatro que también es autobiografíca. Ahora bien, en algún momento tendrá que dejar de tirar de sus recuerdos personales para componer una ficción y es ahí cuando me quiero encontrar con Jorge Javier Vázquez para ver de lo que es realmente capaz. Su primera novela esta bien escrita, es sincera y amena sin mas historia y dan ganas de leerte la segunda parte y hasta una tercera pero creo que tiene dotes para escribir algo mucho mas ambicioso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario