jueves, 11 de octubre de 2018

Don Berrinche

Ya antes de la Guerra Civil, Jaime Tomás había creado Hazañas del tío Chinche y su sobrino Berrinche para la revista "Mickey", que puede considerarse un precedente de esta serie.1​

En 1948, Peñarroya creó "Don Berrinche" para "El Campeón", apareciendo ocasionalmente en "Pulgarcito", hasta encontrar acomodo definitivo en "El DDT contra las penas" a partir de 1951.2​ Durante un tiempo, lo emparejó con Gordito Relleno.


El aumento de la censura a partir de 1954 afectó gravemente a la serie, que quedó convertida en Brrr. ¡Cómo está el deporte!, por "Don Berrinche", repórter diplomado y malhumorado.1​ Cuando Don Berrinche reapareció en mayo de 1962 había perdido ya todo su carácter transgresor, y su garrote se había convertido en un bastónDon Berrinche suele compararse con Doña Urraca, dado que comparten una serie de similitudes:

La voluntad de destrucción, en lugar de la simple corrosión familiar de las Hermanas Gilda, doña Tula o Zipi y Zape.4​
Su escasa vinculación con un período histórico concreto, al igual que otros personajes que son encarnación de una idea.4​
A diferencia de Doña Urraca, Don Berrinche nunca fue un marginado,3​ estando su maldad justificada por una amargura derivada de la impotenciaEl historiador Juan Antonio Ramírez la considera, en origen, una de las mejores series de Peñarroya, gracias a su inventiva gráfica, con profusión de símbolos cinéticos, y lingüística.1​ En este último sentido, Don Berrinche es uno de los personajes del tebeo clásico español con mayor creatividad en sus exclamaciones

No hay comentarios:

Publicar un comentario