viernes, 25 de mayo de 2018

el árbol del pan

El antepasado del árbol del pan fue probablemente el Artocarpus camansi, originado en las islas Molucas y en las Filipinas. Las dos variedades de árbol del pan (la que tiene semillas y la que no) no se encontraban en estado salvaje en la mayoría de islas del Pacífico. La planta fue domesticada por primera vez en el Pacífico occidental, y su distribución por el resto de la región se debió a causa de las migraciones y colonizaciones humanas que empezaron hace unos 3.000 años. Siguiendo las migraciones por Oceanía, se puede trazar la distribución del árbol del pan, que acompañó la humanización de las islas. Además, esto sirve de apoyo a las teorías que afirman que la Polinesia fue poblada a partir de la Melanesia, tal y como afirman estudios de otros ámbitos (lingüísticos, culturales, y antropológicos). En la Melanesia y Polinesia, la especie actual derivaría del resultado de generaciones de reproducción vegetativa del Artocarpus camansi, mientras que en la Micronesia, la especie cultivada sería la hibridación de esta modificación de Artocarpus camansi con el Artocarpus mariannensis. Las únicas excepciones oceánicas, donde no hay especies del género Artocarpus son en Nueva Zelanda y en la Isla de Pascua, ambas con clima demasiado frío para su cultivo.


Con las navegaciones europeas del Mar del Sur en el siglo XVII, se transportaron especies sin semilla de Tahití a Jamaica y San Vicente, y de Tonga a Martinica y Guayana Francesa, a través de las Mauricio. Estas variedades polinésicas se difundieron más tarde por el Caribe, América Central, América del Sur, África tropical, Madagascar, las Maldivas, las Seychelles, Sri Lanka, el norte de Australia y el sur de Florida. Actualmente estas son la zonas donde se pueden encontrar cultivos de árbol del panEl árbol del pan se cultiva por todo el Pacífico y del sureste asiático, además del Caribe y América central, donde en el siglo XVIII fue llevado por los europeos. La especie crece rápidamente en condiciones favorables, entre 0,5 y 1,5 m por año, dependiendo de la latitud donde se cultive la planta. El diámetro del tronco puede llegar a medir 1 m durante los primeros 10-12 años. El árbol crece de forma permanente si el clima lo acompaña, y siempre está renovando la hoja. La floración es estacional y la mayoría de las variedades lo hacen una o dos veces al año. La floración principal se produce durante los meses lluviosos y calurosos del verano y el árbol hará los frutos 3 o 4 meses después de la floración. Los frutos tardan de 15 a 19 semanas en alcanzar la madurez para el consumo humano. Las ramas pequeñas que han hecho el fruto pueden morir, pero siempre será sustituida por unas nuevas que desarrollan constantemente la vida del árbol. Los árboles que se han reproducido de la semilla (semilla fértil), pueden tardar entre 6 y 10 años en hacer la primera floración y hacer frutos, mientras que los ejemplares reproducidos por acción vegetativa (injertos, esquejes, o brotes de raíces) suelen florecer en 3 o 6 años.

La producción de los frutos del pan por ejemplar es muy considerable. Un solo árbol puede producir hasta 700 frutos del pan en un año, según la variedad, la edad, y el hábitat. Normalmente, un árbol del pan puede producir entre 150 y 200 frutos. A continuación se muestra la producción de frutos del pan en tres variedades de Pohnpei.

No hay comentarios:

Publicar un comentario