miércoles, 24 de mayo de 2017

Apretón de Doumolin y perdida de minutos

A 30 kilómetros de meta la maglia rosa se encontraba indispuesto y se veía en la necesidad de echar pie en tierra, bajarse de la bici, quitarse el casco y la ropa y hacer sus necesidades. Sus principales rivales para el podio de Milán no le esperaron y la duda estaba en saber si era una indisposición pasajera o algo más.Por fortuna para él y su equipo, el de Sunweb tiró de casta y aguantó bastante bien. Llegó a perder algo más de 3’ por unos instantes, lo que hizo temer lo peor para él, pero por fortuna supo agarrarse a la bici y al final sólo se dejó 2’17” respecto al ganador del día, Nibali, manteniendo la maglia rosa con 31” de margen sobre Quintana y 1’12” sobre Nibali.


No obstante, su cara al final era de pocos amigos y éstas eran sus declaraciones. “Necesitaba con perdón cagar. No podía aguantar. En la bajada del Stelvio empecé a sentirlo y tuve que parar porque no podía. Decidí ir a por ellos, luchar y luchar. Sigo con la maglia rosa pero decepcionado”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario