sábado, 1 de abril de 2017

Éxtasis

1995 España 88 minutos. Director: Mariano Barroso. Guión: Joaquín Oristrell. Música: Mendizabal. Fotografía: Flavio Martínez. Productora: Tornasol Films. Reparto: Javier Bardem, Federico Luppi, Leire Berrocal,  Daniel Guzmán, Silvia Munt, Juan Diego Botto, Alfonso Lusson.
Sinopsis: Rober, un joven de 25 anos rebelde, ambicioso y enemigo del mundo oficial, está ansioso, casi desesperado y no sabe por qué. Comparte su vida con Ona y Max. Una vida en la que únicamente tiene cabida un compromiso, el de la amistad, una amistad llena de sueños gestados por todo aquello que el mundo oficial les anuncia hasta emborracharles: dinero, poder y éxito. Para conseguir sus sueños, los tres desarrollan un plan perverso: robar a sus respectivas familias y escapar sin rumbo fijo. En Madrid, la víctima es Daniel padre de Max, un prestigioso director de teatro que vive una relación tormentosa con Lola una actriz excéntrica y fascinante. Daniel es un triunfador rotundo, un artista obsesionado por la búsqueda, por lo desconocido, por lo impenetrable. Rober suplanta la personalidad de su amigo Max para hacerse pasar por el hijo de Daniel. El encuentro entre Rober y Daniel se convierte en un choque frontal. Un choque entre dos fuerzas de la naturaleza. Un choque necesario para los dos porque cada uno es un espejo para el otro. Es el choque entre alguien que lo quiere todo porque está vacío (Rober) y alguien que está vacío porque lo tiene todo (Daniel). Daniel y Lola invitan a Rober a compartir una vida llena de glamour y éxito. Pero el juego es peligroso... 

Tres amigos, Rober, Ona y Max tienen una idea cojonuda, dar un palo a sus familias y largarse con la pasta a vivir la vida y a hacer fortuna. Pero todo se complica cuando Max es apresado y Rober trata de sacar dinero para la fianza haciéndose pasar por él para engañar a su padre, un empresario de teatro de gran éxito que se desentendió de Max al nacer y que anda preparando el montaje teatral de La vida es sueño. Entre ambos se inicia una extraña relación de paternidad tardía, solo que Rober no es su hijo...Una magnífica muestra de thriller nacional que comienza casi como una obra de cine quinqui con tres pringados que persiguen una especie de american dream idealizado a golpe de robo, para avanzar luego hacia un contenido mucho más profundo. La película deriva en un drama existencial que realiza un certero análisis sobre la amistad y las relaciones paterno filiales frustradas, con un muy buen reparto y un impresionante como siempre Federico Luppi que llena la pantalla en cada aparición. Uno se pregunta adónde hubiera llegado este hombre de haber sido norteamericano. Por suerte es argentino y le podemos disfrutar más nosotros. Bardem por su parte interpreta un papel premonitorio de lo que sería su carrera futura, una ascensión meteórica a la fama, de él no digo nada porque al ritmo que lleva últimamente al final se va a hacer norteamericano y todo. Atención aquí a su imitación de una conocida escena de Érase una vez en América, impagable.

Por motivos que se me escapan nunca esta película ha gozado de la popularidad que creo se merece. Quizá sea su título, que llama a error y es manifiestamente mejorable. Para mí está sin duda entre las mejores españolas de los noventa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario