domingo, 5 de marzo de 2017

Iberostar Tenerife 75 Real Madrid 64

El Iberostar Tenerife sigue al frente de la clasificación de la Liga Endesa, tras derrotar al Real Madrid (75-64) en un choque de mucha intensidad que decantó el acierto exterior de los canaristas.

Doornekamp
 al principio, Grigonis, después, y Abromaitis, castigaron la canasta madridista y no permitieron con una intensa defensa que los de Pablo Laso tuvieran opciones de colocarse por delante en el marcador.

El Iberostar Tenerife salió enchufado desde el principio del partido. Doornekamp no se escondió y tiró del equipo, con 14-10, nueve puntos eran del alero canadiense, pero la ofensiva del equipo deTxus Vidorreta no paraba y Pablo Laso tuvo que parar el choque con un tiempo muerto cuando el marcador reflejaba un 24-16.

Los tinerfeños habían lanzado seis triples y los habían anotado todos, tres de Doornekamp, dos de Grigonis y uno de Hanley.


El minuto sirvió a Laso a organizar a su equipo, ya que solo Rudy Fernández estaba haciendo daño al equipo 
insular, y con un parcial de 0-8 para el Real Madrid hizo que se llegara al término del primer cuarto con un 26-24.

Vidorreta sorprendió en el inicio del segundo cuarto con un quinteto poco habitual con Niang, Richotti y Kirksay en la cancha, acompañados por White y Abromaitis. Le salió bien porque el quinteto respondió, ya no solo en el trabajo defensivo, sino también en ataque, y con la ausencia de Doornekamp, Tim Abromaitis tomó el mando ofensivo y dos canastas suyas pusieron el 30-24.

El Real Madrid no se encontraba cómodo, Sergio Llull buscaba la penetración al no entrar sus tiros, pero el Iberostar Tenerife mantenía su intensidad defensiva y Abromaitis, en ataque empezaba a apuntillar al equipo madrileño.

Así, las diferencias se fueron hasta los diez puntos (40-30, min.16), ventaja que empezaba a preocupar a Laso, pero que no logró cambiar la dinámica, pese a los cambios realizados como a sus tiempos muertos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario