miércoles, 24 de febrero de 2016

Anvil " Anvil is Anvil"

Anvil " Anvil is Anvil" Heavy Metal Canadá 2016
Temas:
1. Daggers And Rum 5:26
2. Up, Down, Sideways 3:19
3. Gun Control 4:22
4. Die For A Lie 3:17
5. Runaway Train 3:40
6. Zombie Apocalypse 4:22
7. Its Your Move 3:30
8. Ambushed 3:22
9. Fire On The Highway 4:35
10. Run Like Hell 3:07
11. Forgive Don`t Forget 2:40
12. Never Going To Stop 4:12 (Digipak)
13.. You Don't Know What It's Like 3:31(Digipak)


Formación:
Robb Reiner: Batería
Chris Robertson: Bajo
Steve Lips Kudlow: Cantante, Guitarras


Decimosexto álbum de estudio para  los Anvil. Las hordas de Lips vuelven a la carga después del flojísimo Hope in Hell. No necesitan presentación alguna, los Anvil llevan en esto desde 1981, 34 años sobre los escenarios, metal clásico y obviamente han vivido tiempos mejores, su etapa dorada está en sus inicios con álbumes cómo Metal on Metal.
La producción es muy buena, arrancamos con Daggers and Rum, un medio tiempo que no termina de arrancar nunca, con unos coros muy clásicos y tirando hacia el nwobhm, que me recuerdan a sus primeros dos álbumes, aires cómicos para este tema, que tiene un cambio de ritmo propiciado por el bajo, para introducir el solo y volver otra vez a lo mismo, no es que sea malo el tema, es que no tiene ni pies ni cabeza, y la falta de feeling es brutal.
Up, Down Sideways, es un corte más tradiccional y más serio que el anterior tema, speed metal con adornos de riffs limpios que quedan algo metidos con calzador, lo que más me gusta es el riff rítmico de power thrash, y la labor del bajista, el solo está algo más elaborado que el del anterior tema, pero es insuficiente.
Gun Control, un medio tiempo que con el único aliciente que cuenta es con la labor de la batería, que nos deja un par de detalles técnicos interesantes. De nuevo el tema vuelve a ser pesado, repetitivo, con esos aires retro, porque en todo momento tratan de volver a sus raíces, pero aburren.
Die for a Lie es otro nuevo desatino. Tema speedico, con aires alegres, e incluso incorporación de saxo en alguna de sus partes, me recuerda muchísimo a los Raven. El estribillo es el típico de metal party y sus partes no quedan demasiado compactas, suena deslabazado y el álbum se va hundiendo poco a poco.
Cuatro primeros temas flojísimos, vamos con Runaway Train, de lo poco potable del álbum, speed metal con aires rockeros a lo Mötorhead, y con esos aires festivaleros y alegres, que abundan por todo el álbum y que se podrían haber ahorrado. El solo es el mejor de todo el álbum. Zombie Apocalypse arranca con un medio tiempo construido a base de bajo y riffs más atmosféricos, a un ritmo lentísimo, tratan de plasmar el típico himno de Heavy metal, cómo aquellos medio tiempos de los Judas Priest a mediados de los ochenta, el tema no tiene gancho y es más pesado que una losa, solo lo salva la frescura de la guitarra, que no genialidad.
Its your Move, es un rock básico y standart al alcance de cualquier banda principiante, pero por triste que parezca reconocerlo, cuando se dejan de historias y plasman un simple tema de toda la vida, es cuando salvan minimamente el decoro en este trabajo. Es de los mejores temas, y de los pocos solos sólidos que hay.
Hace muchos años que los Anvil perdieron el feeling compositivo, quizás de los pocos temas con feeling es Ambushed, aunque la guitarra rítmica y el solista parece que van cada uno por caminos diferentes, problema que nos encontramos durante todo el trabajo.
Encima el trabajo es excesivamente largo y se hace pesadísimo. Tratan de hacer un tema metalero con Fire the Highway construido con unas potente sección rítmica, que me recuerda al tema Metallized del último álbum de los Priest, pero el solo no apuntala el tema, sino que lo mata, después me explayo con los solos. Otro corte que sube minimamente la moral del oyente, puede ser Run Like Hell, speedico, más oscuro, sólido, aquí si que consiguen resucitar la llama de los viejos Anvil.
Entramos con los últimos tres temas del álbum: Forgive Dont Forget, es un medio tiempo construído a base de coros, y tirando de la batería y de un coro apuntalado por el bajo, de nuevo con aires muy coñeros, que me recuerdan a los Trancemission, pero suena infantil. Never Going to Stop, es un rock de la vieja escuela, otro tema relleno. La tortura se termina con You Don't Know What It's Like, es la frase lapidaria para un álbum que se va a pique desde el primer tema.
Conclusiones: los Anvil tratan de resucitar la llama de sus inicios. El resultado son 13 temas a la deriva de los que tan solo puedo salvar 1 y medio. Los riffs y los solos, son practicamente iguales en todos los temas y cada uno suena deslabazado. Han querido dejar de lado la caña y hacer un trabajo más coñero, rockero y que sonara fresco y han patinado. Soy fan de Anvil y tengo toda su discografía, Para mí, este es uno de los dos o tres álbumes más flojos de la banda. Una falta de feeling brutal y aunque cueste admitirlo,  han patinado y de que manera, eso sí, lo dice el propio título Anvil.... es Anvil, se les perdona el patinazo y se les sigue apoyando

Nota:
3/10  
 

2 comentarios:

  1. para mí no es una decepción, anvil... siempre será anvil, nunca fueron ningunos cracks.

    ResponderEliminar